Test de puertos abiertos online: todo lo que necesitas saber para hacerlo

Muchas aplicaciones, juegos, programas y servicios requieren una serie de puertos específicos para funcionar correctamente. Si tenemos los puertos clave cerrados podríamos tener problemas en el funcionamiento, lentitud de la conexión, cortes y en general una pérdida de calidad. Por ello es conveniente comprobar los puertos del router y ver si debemos abrir algunos o no.

Qué son los puertos abiertos o cerrados

Para entender qué son los puertos abiertos o cerrados, lo primero que debes saber es cómo funciona un router. Hablamos de un equipo que envía paquetes de datos de tu ordenador a distintas redes, usando una conexión local y una conexión externa, llamada puerto WAN.

Estos paquetes de información de tu ordenador se envían a los servidores de las webs en las que quieres navegar. Un proceso en el que tu ordenador se conecta a los servidores de la web, o de cualquier servicio, para intercambiar datos. Y para ello se utilizan una serie de canales, conocidos como puertos. Su mecanismo es el mismo que el de una puerta: si está abierto, puede pasar la información, si está cerrado, no podrás enviar ni recibir datos a través de ese puerto.

 

Motivos para controlar los puertos del router abiertos

La mayoría de routers del mercado, sobre todo aquellos que son instalados por los propios operadores, tienen una configuración por defecto que bloquea por seguridad la mayoría de los puertos. De esta forma evitamos que un posible intruso pudiera aprovecharlos para acceder a la red y poder comprometer la seguridad de los dispositivos o robarnos información que ponga en juego nuestra privacidad.

Por tanto podemos decir que es muy importante controlar los puertos que tenemos o no abiertos en nuestro router. Por un lado está la seguridad, el poder evitar que un posible atacante se aproveche de una serie de puertos que tengamos abiertos para buscar vulnerabilidades y crear así una puerta trasera para acceder a nuestros dispositivos conectados a la red. Pero también debemos conocer que es esencial para jugar por Internet o utilizar determinadas aplicaciones.

Hay que tener en cuenta que hay miles de puertos. Algunos tienen una utilidad fija, que están reservados para el funcionamiento del sistema operativo y los diferentes protocolos que utiliza. Otros en cambio son los puertos registrados, que son los que se utilizan para una determinada aplicación o videojuego. También están los puertos dinámicos o privados, que se utilizan para conectarnos a un servidor.

Algunos routers gaming vienen ya configurados de serie con determinados puertos abiertos. Son los que se utilizan más para determinados juegos online, por ejemplo. Sin embargo, si utilizamos un router genérico, como por ejemplo el que nos viene con nuestra operadora, lo normal es que debamos comprobar si los tenemos abiertos o no.

Comprobar los puertos abiertos y cuáles son necesarios

Con nuestra herramienta podrás comprobar si tu equipo permite o no a una determinada aplicación utilizar un puerto. También ver qué puertos realmente necesitas tener abiertos para jugar a un determinado juego o utilizar una aplicación en concreto. Hay que tener en cuenta que no hay un puerto específico que abramos y ya sirva para todo, sino que cada herramienta o videojuego, por ejemplo, van a necesitar una serie de puertos concretos.

Por ello con esta solución con la que contamos podremos saber exactamente qué puertos abiertos requiere un juego en concreto y comprobar si nuestro router está configurado correctamente para ello. Simplemente tenemos que seleccionar la categoría que nos interesa, por ejemplo juego, y seleccionar posteriormente el videojuego online que queremos comprobar para saber los puertos que requiere tener abiertos.

Esta utilidad también te permitirá comprobar si has abierto o no correctamente los puertos en tu router. También puede utilizarse para comprobar los puertos abiertos de un servidor en internet.

Cómo afecta el firewall

Por si no lo sabías, el firewall o cortafuegos es un dispositivo de seguridad en la red que se encarga de monitorizar el tráfico entrante o saliente, permitiendo o bloqueando el tráfico en función de las restricciones de seguridad que tenga definidas. Y, por mucho que abras un puerto, si el firewall no ha sido informado de que la información se puede transmitir a través de dicho puerto, va a seguir estando «cerrado», por lo menos para el cortafuegos.

Recuerda que es importante que además de configurar el equipo, tu ordenador no bloquee las conexiones mediante cortafuegos (firewalls) o antivirus que incluyan protección de las funciones de red. Esto es esencial para que la conexión funcione correctamente y no haya ningún tipo de corte a la hora de jugar por Internet, utilizar aplicaciones que necesiten conexión o cualquier otra herramienta. Tener un firewall es muy interesante para mejorar la seguridad, un factor tan importante en la red, pero debemos ser conscientes de que debe estar configurado adecuadamente para no tener problemas a la hora de abrir o cerrar puertos del router.

Windows cuenta con un cortafuegos integrado en su herramienta de seguridad Defender. No te recomendamos desactivarlo ya que puedes provocar una peligrosa vulnerabilidad en tu equipo. Y si alguien descubre esa brecha, la pueden usar para infectar tu ordenador. Tranquilo, que el proceso es tan sencillo como configurar el firewall de Windows Defender, o cualquier otro que tengas en tu ordenador, para que el o los puertos que has abierto puedan transmitir y recibir datos sin problema alguno.

Abrir puertos en Windows Defender

Como te decíamos, el proceso es sumamente sencillo, como podrás comprobar más adelante.

  • Primero, pulsa el botón Inicio y escribe Firewall de Windows Defender en la barra de búsqueda.
  • Selecciona Firewall de Windows Defender y pulsa sobre Configuración avanzada en el menú de navegación lateral. Puede que te pida una contraseña de administrador o que le des los permisos necesarios para acceder.
  • Marca la opción Reglas de entrada.
  • Si quieres abrir un puerto, pulsa en Nueva regla y sigue las instrucciones.
  • Para cerrar un puerto abierto, selecciona la regla que quieres deshabilitar y, a continuación, en Acciones, selecciona Deshabilitar regla.

Cómo comprobar los puertos abiertos y cerrados

Por último, si quieres comprobar los puertos abiertos o cerrados en tu router para resolver cualquier problema que tengas para acceder a determinados programas o jugar online, te recomendamos usar la herramienta que hay debajo de estas líneas. Es muy fácil de utilizar, ya que tan solo tienes que rellenar los campos indicados y darle al botón Comenzar. Funciona tanto en PC o portátiles con Windows como en MAC, por lo que no te tendrás problemas a la hora de hacer este test de puertos abiertos y cerrados.

Prueba los puertos de tu ip
Analizando los puertos, espere...

Noticias de última hora

¿Vas a usar un Wi-Fi público? Evita estos errores de seguridad

¿Vas a usar un Wi-Fi público? Evita estos errores de seguridad

Con la llegada de las vacaciones es mucho más probable que te conectes a redes WiFi gratis que encuentres. Y por este motivo conviene evitar determinados fallos de seguridad que te pueden causar más de un dolor de cabeza. Por suerte, si sigues nuestros consejos, no tendrás problema alguno a la hora de utilizar una […]

¿Se puede conectar más de un router en un mismo hogar?

¿Se puede conectar más de un router en un mismo hogar?

Uno de los problemas más habituales relacionados con el Wi-Fi tienen que ver con la velocidad de conexión. Ya sea porque hay algún obstáculo, como muros, o porque hay mucha distancia entre tu equipo y el router, no hay forma de navegar de forma fluida.