El primer servicio comercial de 6G podría llegar en 10 años

El primer servicio comercial de 6G podría llegar en 10 años

Casi semanalmente, nos enteramos de más avances que se están produciendo en torno al 5G tanto en nuestro país, como en el resto del mundo. El último ejemplo lo podemos tener en la celebración de las subastas de frecuencias para esta red que llevan celebrándose desde hace unos días en España, y que sienta las bases para la instalación de esta conexión de alta velocidad. Sin embargo, poco a poco se ven avances en su posible sucesor, el 6G.

Aunque todavía pueda sonar algo lejano e irreal teniendo en cuenta que el 5G aún está en desarrollo, lo cierto es que algunos expertos en telecomunicaciones ya están realizando experimentos que, de seguir adelante y coger forma, podrían desbancar a ésta y otras en el medio plazo. A continuación os contamos qué se conoce sobre el 6G y cuáles podrían ser sus aspectos más destacados.

¿Quiénes lo están investigando?

Para poner nombre a esas personas que en teoría, están trabajando en el 6G, debemos desplazarnos a Estados Unidos. En California se encuentra el Centro de Comunicaciones y Detección de TeraHertz o ComSenTer. Actualmente, las investigaciones se dirigen en dos direcciones: realidad aumentada y transportes. El cambio más significativo, no será solo la velocidad, como veremos ahora, sino también, el rango de frecuencias en el que operará esta red.

6g

Un 6G aún desconocido

Como decíamos unas líneas más arriba, uno de los rasgos más llamativos de esta red será el espacio radioeléctrico que ocupará. Actualmente, el 5G al menos en España, se está desarrollando entre los 3,4 y 3,8 Ghz. Sin embargo, el 6G podría ocupar una franja que irá desde los 100 GHz hasta 1 THz. Una de sus principales ventajas es el hecho de que podría utilizar las antenas e infraestructuras del 5G y además, podría alcanzar velocidades de descarga máximas de 100 Gbps o incluso más. Además, estará enfocada a soportar una mayor cantidad de dispositivos bajo una misma red, que, según sus desarrolladores, será de entre 100 y 1.000 veces más que los límites máximos que tendrá el 5G.

¿Cuándo y dónde llegará?

Teniendo en cuenta el estado actual del 5G, los expertos del ComSenTer aseguran que habrá que esperar como mínimo unos 10 años para ver cómo puede encajar el 6G. De momento, ya se están intentando encontrar aplicaciones prácticas en el Internet de las Cosas, la sanidad, y sobre todo, los transportes tal y como decíamos antes, ya que podría ser la base de vehículos y carreteras inteligentes, y permitiría algunos avances: comunicación entre automóviles y servidores, e imágenes de alta resolución y en tiempo real que podrían ser útiles para prevenir accidentes.

¿Creéis que aún es pronto para hablar de esta conexión? Os dejamos disponible información relacionada como por ejemplo, los experimentos de 5G para que podáis conocer más.

Archivado en
Banda Ancha

Deja tu comentario