5G SNA vs 5G SA: por qué no hay un 5G igual

5G SNA vs 5G SA: por qué no hay un 5G igual

El 5G va a ser la tecnología móvil que nos va a acompañar durante la próxima década. Ofrece mejoras considerables que va a hacer que nuestras conexiones móviles sean más potentes, estables y también ganar cobertura. Sin embargo no cualquier red que nos encontremos va a ser igual, o al menos al principio. En este artículo vamos a explicar qué diferencias hay entre la red 5G NSA y 5G SA. De primeras podemos decir que las diferencias en cuanto a velocidad son bastante importantes.

Qué es el 5G NSA

En primer lugar tenemos el 5G NSA. Podemos decir que es el menos real de los dos, el que no va a ofrecer la máxima velocidad para la que están diseñadas estas redes. Para funcionar necesita utilizar las redes 4G ya existentes. Esto hace que su implantación sea más rápida y sencilla. Sin embargo no estamos realmente ante 5G como tal.

La comunicación entre el dispositivo móvil y las antenas se realiza mediante protocolos 5G. Sin embargo al pasar los datos de la antena al resto de elementos de la red se utilizan protocolos 4G. Podemos decir por tanto que es un híbrido, pero que no permite aprovechar al máximo las opciones del 5G.

Sin duda se trata de una forma más barata y de fácil instalación. Como hemos indicado aprovecha las antenas 4G que ya están presentes. Vamos a lograr velocidades mayores que el 4G, pero lógicamente no lo máximo que podríamos conseguir.

Podemos decir que se trata de una fase inicial. Un primer momento antes de que estén las redes realmente instaladas y podamos hacer uso del 5G con total garantías.

Qué es el 5G SA

Por otra parte tenemos el 5G SA. En este caso estamos ya hablando de protocolos 5G propiamente dicho. Su implantación es más compleja y costosa, por lo que a determinados lugares tardará más en llegar.

En este caso es en el que tendremos la máxima velocidad. Con el 5G SA podemos lograr hasta 10 veces más velocidad que con el 5G NSA.

Esta sería por tanto la segunda fase. El momento en el que las antenas están realmente instaladas. Será en este momento cuando podamos aprovechar al máximo los recursos disponibles y tener una velocidad de Internet adecuada a lo que esperamos.

Hay que tener en cuenta que no todos los dispositivos móviles van a ser compatibles con ambos tipos de redes. Por ello si vamos a adquirir un dispositivo nuevo será necesario conocer si es compatible tanto con 5G NSA como con 5G SA, principalmente. Sin embargo la realidad es que la mayoría de terminales que podemos encontrar en el mercado son compatibles con ambas opciones. Como mucho necesitaríamos una actualización del firmware llegado el momento.

Pero además de las diferencias en velocidad que hemos mencionado, también hay una diferencia importante en cuanto a latencia. Precisamente el 5G uno de los cambios que va a traer a las redes móviles es acabar prácticamente con la latencia o ping. Sin embargo hay diferencias notables entre el 5G NSA y el 5G SA. Podemos decir que el primero puede tener una latencia de unos 15 ms, mientras que en el segundo caso alcanzaremos hasta 1 ms.

Las redes 5G no tendrán un impacto real

El 5G, la red que puede acabar con la banda ancha

El 5G sin duda va a traer cambios importantes a la hora de navegar por Internet. Va a ofrecer velocidades nunca vistas, una menor latencia, más calidad y estabilidad, así como una mayor cobertura en interiores frente a las redes anteriores.

Esto hace que muchos opinen que el 5G puede acabar con la banda ancha. Al menos va a hacer que cada vez sean menos los usuarios que utilicen este tipo de redes. Como hemos visto las mejoras son más que notables frente al 4G. Esto hace que pueda competir sin problemas e incluso mejorar al Wi-Fi.

Nos enfrentamos a una época en la que cada vez habrás más dispositivos móviles. Todo lo que conocemos como el Internet de las Cosas no hace más que crecer. Hablamos de todos los dispositivos que tenemos a nuestro alrededor conectados a la red. Por ejemplo televisiones, bombillas inteligentes o reproductores de vídeo.

Sin embargo la cifra va a ir en aumento durante los próximos años. Por eso vamos a necesitar redes capaces de soportar todos estos equipos. Ahí va a jugar un papel fundamental el 5G.

En definitiva, el 5G va a ser una red que va a cambiar nuestras conexiones en los próximos años. Sin embargo existen diferencias entre el 5G NSA y el 5G SA. Las diferencias de velocidad son más que significativas. Os dejamos un artículo donde hablamos de las diferencias entre el 5G y 5 GHz.

Qué ventajas tiene el 5G frente al 4G

El 5G va a suponer una mejora notable en las redes móviles en los próximos años. Esto abrirá también la puerta a nuevas herramientas y utilidades que podemos dar a nuestros dispositivos. Vamos a explicar cuáles son las principales ventajas frente a la tecnología 4G, la anterior a ella y que hoy en día sigue siendo la más usada.

Más velocidad

La principal ventaja del 5G frente al 4G es la velocidad. Vamos a lograr velocidades muy superiores que harán que tengamos un amplio abanico de opciones desde nuestros teléfonos móviles. Tanto de bajada como de subida los resultados son muy superiores. Si ya tuvimos un cambio importante entre el 4G y el 3G, aún mayor en este caso.

Menor latencia

La latencia o ping va a ser muy inferior. Incluso llegaremos a 1 ms. Esto va a ser muy importante para realizar videollamadas con una gran calidad, por ejemplo. También va a permitir utilizar ciertas funciones del Internet de las Cosas que hasta ahora era complicado por tener un ping elevado. Por tanto, más allá de la velocidad también vamos a lograr una menor latencia.

Mejoras en interiores

La cobertura en lugares cerrados va a mejorar notablemente. Esta es una de las carencias del 4G. Ofrece resultados limitados cuando entramos en un edificio. Sin embargo, gracias al 5G aquí vamos a experimentar una mejora importante. La cobertura va a ser uno de esos factores que diferenciarán frente a la tecnología anterior y que será muy útil para los usuarios.

Menos saturación

Seguro que la mayoría de lectores en alguna ocasión han experimentado problemas de saturación con su teléfono móvil al conectarse a la red 3G o 4G. Por ejemplo en un estadio de fútbol repleto de espectadores, un concierto multitudinario, un lugar muy concurrido en definitiva. Esta saturación va a ser muy inferior en el caso del 5G. Las redes van a estar más capacitadas.

Archivado en
5G

Deja tu comentario