Consejos para que el Internet funcione bien en la Smart TV

Consejos para que el Internet funcione bien en la Smart TV

Vivimos en una época en la que cada vez tenemos más dispositivos conectados a Internet en nuestros hogares. Esto es algo que con el paso del tiempo irá en aumento. Sin embargo uno de los dispositivos que más utilizamos con conexión, más allá del móvil y ordenador, es la televisión. Es muy normal tener una que cuente con conexión a Internet para ver series, películas, navegar, utilizar aplicaciones… Sin embargo en ocasiones la velocidad no es la mejor o hay problemas. En este artículo vamos a explicar qué hacer para mejorar el Internet en las Smart TV.

Cómo mejorar el Internet en una Smart TV

Las Smart TV forman parte de lo que se conoce como el Internet de las Cosas. Estos son todos los dispositivos que tenemos conectados a la red en nuestro hogar. Podemos mencionar los televisores, bombillas inteligentes, reproductores de vídeo… En definitiva cualquier aparato que tengamos conectado a la red.

Optimizar el router

Sin duda uno de los primeros pasos que debemos dar para mejorar el Internet en una Smart TV es optimizar el router. Con esto nos referimos a colocarlo en un lugar correcto, elegir el mejor canal, mantenerlo seguro, configurar la potencia, etc.

Normalmente nuestro router va a tener acceso a una amplia gama de configuraciones que podemos tener en cuenta. Lo ideal es realizar un test de velocidad y comprobar que es la adecuada. Pero también es conveniente observar que no haya otros routers cerca que puedan estar usando el mismo canal y de ser así cambiar a otro libre. También podemos configurar la potencia del mismo, ya que en ocasiones puede estar limitada.

Pero si hay algo esencial es el lugar donde coloquemos el router. Lo ideal es que esté en un espacio céntrico del hogar, pero en este caso lo que nos interesa es que esté cerca de la televisión. Siempre que sea posible lo interesante es que esté lo más cerca posible ya que una Smart TV no tiene el mismo alcance, por regla general, que puede tener un ordenador.

Usos de un router viejo

Evitar dispositivos cerca

También habrá que evitar posibles dispositivos que estén cera y puedan interferir. Por ejemplo un ordenador que esté conectado debajo de la televisión, un reproductor de vídeo que esté cerca del receptor Wi-Fi y que se conecte también a Internet o incluso algún otro electrodoméstico.

Lo ideal es que el terreno esté lo más libre posible. De esta forma la señal llegará mejor y podremos navegar de una manera más óptima. El objetivo es que la calidad de la señal sea lo mejor posible.

Mantener software actualizado

Por supuesto el software de la Smart TV debe estar actualizado. En ocasiones pueden surgir problemas que perjudican a la hora de navegar por la red. Puede que esto afecte en nuestro día a día y provoque que la velocidad no sea la mejor.

Es vital que tengamos los últimos parches y actualizaciones disponibles no solo por rendimiento, sino también por seguridad y evitar problemas. Nuestro consejo es que instalemos las últimas versiones.

Evitar el malware

Siguiendo un poco el guión, es muy importante evitar el malware. Tener software malicioso instalado en la televisión puede ralentizar la navegación y provocar problemas a la hora de utilizar diferentes aplicaciones y herramientas.

Es importante que si instalamos software sea siempre desde fuentes fiables y seguras. Básicamente es lo mismo que haríamos en cualquier otro dispositivo que tengamos conectado a Internet.

Optar por cable Ethernet si es posible

Nuestro router puede ofrecer Internet a través de cable y red inalámbrica. Lo normal es que la televisión se conecte a través del Wi-Fi, ya que es lo más cómodo y a veces la única posibilidad. Sin embargo si tenemos la opción de conectarla a través de un cable de Ethernet, debemos elegirla.

Siempre vamos a tener una mejor calidad y velocidad de Internet si nos conectamos de forma alámbrica. Así nuestro dispositivo recibirá mejor la señal, no habrá interferencias y, en definitiva, nos ahorraremos problemas.

Hacer uso de amplificadores

En caso de que la opción anterior no sea posible y nuestro router además esté lejos, lo ideal es hacer uso de amplificadores de red. Ya sabemos que tenemos a nuestra disposición un amplio abanico de posibilidades en este sentido. Podemos utilizar repetidores, PLC, sistemas Wi-Fi Mesh, etc.

Estos dispositivos nos permiten mejorar la señal inalámbrica para poder conectarnos desde otros lugares del hogar. De esta forma podremos usar nuestra Smart TV sin preocuparnos tanto de la distancia del router.

En definitiva, estos son algunos consejos interesantes que debemos tener en cuenta para mejorar la calidad y velocidad de Internet al usar una Smart TV. Sin embargo gran parte de los consejos que hemos mencionado se pueden aplicar también a otros dispositivos que tengamos en nuestro hogar.

Archivado en
Otros Temas

Deja tu comentario