Qué opciones tenemos para ampliar y mejorar la señal Wi-Fi

Qué opciones tenemos para ampliar y mejorar la señal Wi-Fi

Hoy en día podemos decir que una gran parte de las conexiones a Internet se realizan de forma inalámbrica. La conectividad Wi-Fi ha ganado terreno poco a poco al cable. Una de las razones principales es el auge de dispositivos móviles, así como una mayor capacidad de los propios routers. Sin embargo en ocasiones puede resultar un problema. Especialmente en algunas circunstancias en las que la cobertura no es la mejor. Podemos mejorarlo y en este artículo vamos a explicar qué opciones tenemos para ampliar y mejorar la señal Wi-Fi. Vamos a hablar de repetidores, PLC, etc.

Cómo ampliar y mejorar la señal Wi-Fi

Cuando nos conectamos por cable, la velocidad es más estable y suele haber muchos menos problemas de conexión. Sin embargo al utilizar una red Wi-Fi, hay muchos factores que afectan a la velocidad y cobertura. Podemos encontrarnos con paredes y obstáculos que impidan que la señal vaya correctamente. También la propia distancia afecta.

Puede ser un problema bastante considerable si nos conectamos desde algún lugar del hogar donde no hay señal o ésta llega muy débil. Podría impedir la navegación correcta. Por suerte existen diferentes formas de ampliar y mejorar la señal Wi-Fi. Para ello vamos a necesitar dispositivos adicionales.

Utilizar un AP

Una de las mejores soluciones que tenemos para ampliar y mejorar la señal Wi-Fi es utilizar un AP. Podemos incluso usar un viejo router que tengamos en casa, siempre que sea compatible y cumpla un mínimo de condiciones.

Eso sí, para ello es necesario tener nuestra casa cableada. Necesitamos conectar un cable de red que vaya del router principal al AP que queremos configurar. De esta manera podremos ofrecer Internet en la otra punta de nuestro hogar, sin perder velocidad.

Lo mejor es que este AP tenga el mismo nombre (SSID) y contraseña que el router principal. De esta manera la conectividad es más sencilla y habría menos problemas.

Esto es algo que en mi caso personal lo he probado y utilizado. Aprovechando el cableado que ya tenía hacia otra habitación donde en otros tiempos estaba el router, he podido colocar un dispositivo antiguo, que no utilizaba, para que actuara como punto de acceso. Los resultados fueron más que positivos.

Conectarse a la mejor red Wi-Fi disponible

PLC, la alternativa si no hay cable de red

Pero es muy probable que no tengamos cable de red en nuestro hogar. Tal vez no esté en la habitación donde queremos mejorar la señal. En este caso podemos utilizar PLC. Son dispositivos que utilizan el cableado eléctrico para llevar Internet a otros puntos de la casa.

Es una manera sencilla y cómoda de ampliar la red Wi-Fi. No necesitamos cables, más allá del propio cableado eléctrico.

En este sentido podemos encontrarnos con diferencias notables entre un modelo y otro. Podemos optar por alguno que tenga conector de corriente incorporado, por lo que podremos enchufar algún dispositivo sin prescindir de un enchufe. También los hay que cuentan con conector Ethernet, de esta manera podremos conectar un televisor o cualquier dispositivo a través de cable. Podremos conectar también algún AP o utilizar directamente la conectividad Wi-Fi de este PLC, salvo que compremos alguna versión que no tenga esta opción.

En RedesZone podemos ver los aspectos a tener en cuenta al comprar un PLC.

Repetidores Wi-Fi

Una opción más son los repetidores Wi-Fi. Son muy utilizados por los usuarios. Sin embargo puede no ser la mejor opción si lo que queremos es mantener la velocidad de Internet. Básicamente lo que hacen es recoger la señal inalámbrica y repetirla en el lugar en el que se encuentre el dispositivo.

Lógicamente por el camino se pierde señal. Es cierto que obtendremos una mejor velocidad y estabilidad que si nos conectamos desde un punto del hogar sin un repetidor, pero no tendremos una gran velocidad.

Podemos ver una selección de los mejores repetidores Wi-Fi.

El propio router

Sin embargo para poder ampliar y mejorar la señal Wi-Fi, puede que no necesitemos más que contar con un router adecuado. Son muchas las opciones que podemos encontrar en el mercado. Algunas de ellas ofrecen mejores resultados y están adaptadas a diferentes características y necesidades.

Si queremos tener una cobertura correcta, con una velocidad estable y no sufrir problemas al navegar, la solución puede pasar por adquirir un router potente. Es posible que, especialmente si tenemos un dispositivo antiguo, la razón por la que la señal llegue débil a ciertas partes del hogar sea nuestro propio router.

Es conveniente por tanto realizar test de velocidad con diferentes dispositivos y ver los resultados. Así podremos comprobar cómo nos llega la señal a diferentes zonas de la casa y poder plantearnos el comprar un aparato que mejore estas prestaciones.

En definitiva estos son algunos dispositivos que podemos utilizar para mejorar la cobertura Wi-Fi. Sin embargo también podemos tomar ciertas medidas y recomendaciones para aumentar la señal. Por ejemplo es muy importante el lugar donde pongamos el router. Éste debe de ser céntrico, que llegue bien a los principales lugares del hogar, tiene que encontrarse en una zona elevada y aislado de otros electrodomésticos.

También es vital mantener la seguridad de nuestra red. Contar con una clave fuerte y compleja es importante para evitar intrusos en nuestra red que pudieran mermar la velocidad.

Archivado en
WiFi

Deja tu comentario