Seguridad en Internet. ¿Creamos contraseñas realmente eficaces?

Con la celebración del Día de Internet el pasado jueves, se volvió a centrar el debate en la privacidad y la protección de los usuarios, y más tras los últimos escándalos protagonizados por Facebook. A pesar de que parte de la responsabilidad a la hora de asegurar una navegación segura, recaiga sobre las propias webs y compañías de la Red, lo cierto es que las propias personas también deben extremar las precauciones.

Millones de internautas utilizan contraseñas simples y muy vulnerables a la hora de restringir el acceso a herramientas con información personal como cuentas de correo o redes sociales, lo que puede llevar algunos riesgos importantes. Hoy vamos a daros una serie de pautas para crear claves seguras y veremos algunos datos muy llamativos en este sentido.

1. Combina palabras

Los recuerdos y elementos que puedan ser importantes en nuestro día a día, pueden ser una buena opción en la que apoyarse para crear contraseñas. Un truco muy simple consiste en coger varias palabras con un especial significado y combinarlas entre sí. A esto, pueden añadirse fechas señaladas que en conjunto, crean accesos que combinan letras con números y que tienen menos riesgos de ser interceptadas.

Internet

2. Evita las vocales

Todas las palabras tienen alguna vocal. Sin embargo, en Internet es posible crear contraseñas que prescindan de ellas y que se formen solo con consonantes. Una medida sencilla pero efectiva puede ser el sustituirlas por números. Por ejemplo, a la “A” se le puede asignar un valor de 1, a la “E”, un 2, a la “I”, un 3 y así sucesivamente. Esto permitirá tener otro acceso alfanumérico parecido al que os comentábamos antes.

3. No uses la misma contraseña para todo

Un error muy extendido es el de tener una misma clave para todas las cuentas que poseemos. Esto puede ser un riesgo muy grande. Sin embargo, para aquellos que por comodidad, prefieran tener una misma contraseña en todo, existe un truco simple que se basa en añadir al final de la contraseña, una abreviatura de la web en la que se introduce. Un ejemplo: acabar la contraseña que tenemos en Facebook con las siglas “FB” o la de Outlook con “OK”. Además, esto puede mejorarse con dos elementos más: la combinación de mayúsculas, minúsculas y signos de puntuación y una extensión de más de 8 caracteres.

correo electrónico internet

¿En España creamos contraseñas seguras para Internet?

Parece que nuestro país no está en muy buen lugar en lo que se refiere a protección a la hora de usar la Red. Según el informe que ha hecho uno de los comparadores más populares, el 17% de los internautas no cambia nunca sus contraseñas, y otro 31% no lo hace de manera regular. Esta es una de las causas por las que al menos la mitad de los usuarios de Internet en España, haya sido víctima de algún virus o elemento malicioso. ¿Cuál es vuestra situación?¿Creáis claves seguras o no? Os dejamos disponible información relacionada como por ejemplo, una serie de mitos falsos sobre seguridad en Internet para que podáis conocer más.

 

 

 

 

Archivado en
Banda Ancha

Deja tu comentario