Atenuación

ADSL : Ruido y Atenuación

La atenuacion y el ruido son dos factores muy importantes a la hora de transmitir cualquier señal. Sus valores ofrecen una indicación del rendimiento y margen de fiabilidad del medio utilizado para la conexión.

Atenuación. La distancia: factor determinante de la conexión

La atenuación es un valor medido en decibelios, resultado del cociente entre la potencia emitida y recibida.

Por ejemplo, en la conexión a Internet de casa, el valor de atenuación varía en función del tipo y calidad de material utilizado. Además, la distancia que separa el punto emisor y receptor (router y central o viceversa) también influye:

  • Fibra óptica: en las conexiones FTTH de última generación, la distancia apenas influye. Por cada kilómetro de tendido óptico, se produce una pérdida inferior a 1 dB.
  • Par de cobre: en las conexiones ADSL/VDSL es normal encontrar pérdidas cercanas a los 10 dB por kilómetro. Por eso es frecuente encontrar conexiones ADSL que rinden a menos velocidad de la contratada, ya que a partir del primer kilómetro las pérdidas son agresivas cuanto mayor sea la velocidad contratada.

Este punto es importante: a mayor velocidad suministrada por la central, mayor sensibilidad o delicadeza frente a la atenuación. Precisamente por esto las conexiones de alta velocidad via par de cobre suelen ser en instalaciones con central próxina.

Ruido. Elementos nocivos para la conexión

El ruido es una representación de la degradación extraordinaria de la señal por factores ajenos. Las interferencias e incluso los propios dispositivos generan ruido que va en detrimento de la propia señal.

La transmisión será correcta siempre y cuando la potencia de señal sea mayor al ruido. Concretamente en dispositivos ADSL es habitual encontrar una referencia SNR (Signal-Noise Ratio) que indica la proporción de señal por ruido.

¿Qué valores de ruido y atenuación son ideales?

En resumen, la conexión funcionará mejor cuanto menor sea su atenuación y mayor sea su margen SNR (indicando que el ruido es considerablemente inferior a la potencia de señal).